6 COMENTARIOS

  1. Muy interesante tu artículo, creo que las entrevistas de trabajo para arquitectos (por lo menos en mi caso) suelen ser bastantes sencillas, porque la suelen hacer arquitectos, y es como dices, mas un diálogo que un interrogatorio. Al hablar el mismo idioma es muy fácil entenderse. Creo que exteriorizar entusiasmo y seguridad son claves. Y respecto a la pregunta que mas cuesta responder, sin duda la de cuanto quieres ganar y mas en estos tiempos.

    Cecilia

    1. Hola, Cecilia.

      Así es, la actitud que muestres durante la entrevista es muy importante, así como el grado de empatía que logres con el entrevistador. Hablar el mismo idioma ayuda.

      La pregunta del salario siempre es complicada. Lo mejor es ir con toda la información posible: cuánto se cobra en la empresa, cómo está la cosa en empresas similares, en el sector… En el caso de los arquitectos, la respuesta a todo eso es “poco y mal”. Aun así, dentro de esos parámetros es importante fijar una franja, conocer tu mínimo viable y ser capaz de negociar si hay espacio para ello.

      Muchas gracias por leerme y por comentar. 🙂

      ¡Un saludo!

  2. HE LEIDO TU ARTICULO SOBRE COMO SUPERAR UNA ENTREVISTA DE TRABAJO PARA ARQUITECTOS Y ES MUY IMPORTANTE CONOCER AL MENOS AL IR A ESA CONSULA CONOCER A QUE SE DEDICA Y CUAL ES EL MERCADO DE LA EMPRESA QUE LA REALIZA ESTO HACE QUE VAYAMOS DE FORMA MAS SEGURA Y CONFIADA VER ESTA COMO UNA CONVERSACION, EN MI OPINION ESTOS ARGUMNETOS Y PUNTOS DE VISTAS DESCRITOS POR TI, SON VALEDEROS PARA CUALQUIER ENTREVISTA DE CUALQUIER PROFESION.

    ALEXI R MARTINEZ R

    1. Hola, Alexi.

      Así es. A la hora de preparar la entrevista, como comenté en un post anterior, conviene conocer bien la organización a la que quieres acceder. De este modo, podrás mostrar cómo eres capaz de solucionar las necesidades que tengan.

      Un saludo.

  3. Me ha gustado mucho tu comentario sobre ser consciente de las debilidades y tener voluntad. Además de aportar valor a una empresa, siempre se está en fase de aprendizaje y el error forma parte del proceso. Por eso la actitud y la capacidad resolutiva es tan importante.

    1. Hola, Esther.

      Efectivamente, la capacidad de autocrítica es fundamental para seguir mejorando, y eso es un punto importante a valorar por parte de las empresas. No somos perfectos, y a veces intentamos transmitir que sí.

      Gracias por leerme y por comentar. 🙂

      Un saludo.

Deja un comentario