UNA STARTUP DE ARQUITECTURA. ENTREVISTA A MARÍA MARTÍNEZ, FUNDADORA DE MATMAP

¿Cómo podríamos plantearnos una startup de arquitectura? Cuando hablamos de startups, todo suena muy alejado del concepto tradicional de la profesión.

Tecnología digital, modelos de negocio, lean… Todas esas cosas de las que no nos hemos preocupado demasiado habitualmente y que incluso nos dan alergia.

María Martínez ha transitado por ellas buscando dar forma a su visión, ha aprovechado las herramientas que nos ofrece el mundo de las startups y está dando forma a un proyecto atractivo, motivador y aparentemente viable.

El resultado es MatMap, una plataforma que pone en contacto a empresas que tienen materiales sobrantes con profesionales del sector de la construcción.

María es una chica curiosa e inquieta, muy joven, y está completamente decidida a hacer algo importante.

¿Te parece una aventurera? Puede, pero entonces ¿qué son los miles de arquitectos que están intentando vender sus servicios sin ninguna estrategia ni modelo de negocio claro?

Puede que ella se haya lanzado al desierto en busca de un oasis, pero va perfectamente equipada con la ayuda necesaria para dar forma a su idea de negocio. Otros están en la jungla, y van completamente desnudos (como en ese curioso programa de la tele).

Os invito a leer las reflexiones de María sobre su visión y sobre qué es montar una startup de arquitectura.

Startup de arquitectura entervista a María Martínez MatMap

Hola, María. Cuéntanos quién eres y tu trayectoria.

Soy arquitecta por la Universidad de Alicante, desde que tengo memoria me he sentido ligada a la naturaleza y siento un gran respeto por ella. Me encanta trabajar con las manos y en soluciones creativas. De pequeña jugaba a transformar todo lo que sobraba por mi casa (cajas, papeles de colores, etc.) en pequeños escenarios donde jugar.

Cuando acabé la carrera, en mi mente resultaba complicado combinar mi respeto por la naturaleza con el mundo de la arquitectura tal y como funcionan nuestros procesos constructivos.

Fue entonces cuando mi búsqueda sobre cómo casar arquitectura, sostenibilidad y creatividad me llevó a Holanda. Allí trabajé con un estudio de arquitectura (Superuse studios), y aprendí qué es la economía circular, cómo construir con materiales sobrantes, de demolición o desecho y descubrí que la clave residía en la creatividad de las soluciones.

¿Cómo nació la idea de MatMap?

Bueno, MatMap fue un proyecto que se fue generando poco a poco. Empezó en Holanda, viendo cómo, en el estudio con el que colaboré, manejaban una plataforma similar. Descubrí qué es una startup de arquitectura y, aunque ellos ya no lo son, vi cómo la innovación les había acompañado toda su trayectoria.

Volví a España decidida a montar mi propio estudio de arquitectura y construir con este tipo de materiales, pero por oportunidades que da la vida tuve la suerte de poder participar en un concurso europeo en Chipre sobre empresas basadas en soluciones tecnológicas, y decidí que trabajar en el modelo de negocio de la plataforma podía ser una gran apuesta.

Y gané, no lo sabía entonces pero ese momento lo cambió todo.

Volví a Alicante y al poco me notificaron que había sido seleccionada finalista en el concurso Eres impulso que organiza Font Vella para empresas lideradas por mujeres con un impacto social y ambiental positivo, y también se convirtió en una experiencia muy enriquecedora.

Tras esto, me llamaron de Lanzadera la aceleradora de proyectos de Juan Roig en Valencia, y me di cuenta de que la situación había cambiado y cambié los planes, así que decidí dedicarme al 100% a sacar adelante MatMap, acercando materiales sobrantes o de demolición a cualquier profesional creativo que quiera utilizarlos y así nos convertimos en una startup de arquitectura.

¿Cuál es tu visión, la que motiva la idea de negocio?

La verdad es que me apasiona la búsqueda de soluciones sostenibles en arquitectura a través de la creatividad y la eficiencia en los recursos utilizados, por lo que mi visión consiste en implantar los principios de la economía circular en los procesos arquitectónicos, para hacerlos más sostenibles y eficientes a través de la reutilización y el reciclaje junto con la profesionalidad y creatividad de los que nos acompañan.

¿Cómo funciona el proceso en MatMap?

Como nos importa muchísimo el servicio que ofrecemos trabajamos para hacerlo lo más cómodo posible tanto a la empresa que vende como a la que compra.

Para los que venden, simplemente mandándonos una foto y las características del material y lo hacemos aparecer en el catálogo online.

Para el profesional creativo que quiere comprar o bien nos llama porque está interesado en un producto que tenemos en catálogo o damos la posibilidad de que nos haga una petición y así buscar el material que mejor se adapte a su proyecto.

Como una startup de arquitectura especializada en materiales que comienza su andadura, estamos muy cerca del cliente para aprender todo lo posible sobre el sector y diseñar el servicio más adecuado en cada caso.

MatMap constituye un modelo de negocio de plataforma bilateral que se basa en conectar dos segmentos: empresas con materiales sobrantes y profesionales que puedan aprovecharlos. ¿Cómo están respondiendo estos segmentos?

Pues a pesar de pertenecer al mismo sector son segmentos muy diferentes con intereses y motivos de compra que en ocasiones son totalmente distintos.

Nos ha resultado fácil llegar a los proveedores de material puesto que les ayudamos a dar salida a sus stocks de temporadas anteriores, sobrantes, materiales de demolición, etc.

En el segmento de los compradores, aunque hemos detectado un gran interés, en ocasiones aparecen dudas por el estado en que creen que se encuentra el material (aunque también disponemos de una línea de materiales nuevos con todos sus etiquetados en orden). Además hay que tener en cuenta que, a veces y para algunos clientes, implica salirse de su manera estándar de trabajar.

¿Cómo está funcionando el proyecto? Cuéntanos algunos éxitos recientes que has tenido.

Actualmente nos encontramos en una fase inicial y acabamos de lanzar nuestro catálogo online. Lo cierto es que estamos recibiendo una respuesta muy positiva y se está generando mucho interés sobre estos materiales. Nos emociona ver como se puede convertir en una alternativa al sistema actual.

¿Qué dificultades principales estás encontrando?

Cerrar las ventas, como en cualquier empresa y en nuestra startup de arquitectura es lo más importante, porque significa que estamos dando a nuestros clientes lo que necesitan. Así que estamos buscando al público adecuado, al profesional creativo.

¿Se puede ir de llanero solitario en una startup de arquitectura? ¿Qué importancia le das a rodearte de un equipo diverso?

Según mi experiencia se puede empezar con una idea como llanero solitario, pero si de verdad quieres desarrollarla necesitas rodearte de las mejores personas posibles. En mi caso empecé teniendo ayuda externa y poco a poco fui incorporando distintos perfiles que ahora trabajan conmigo en el proyecto.

Hay dos cosas que me parecen importantísimas a la hora de querer incluir a alguien en un equipo, la primera es buscar perfiles que te complementen, que te den una visión completamente distinta del negocio y sumen valor. La segunda, que creo que es incluso más importante es que tengan una actitud resolutiva, de infinita curiosidad y aprendizaje continuo.

Junto conmigo se encuentran Marc Alemany que es economista y Marine Fournier que tiene una amplia experiencia en logística, juntos trabajamos para resolver este puzle que es montar una startup de arquitectura.

¿Crees que los arquitectos estamos preparados para emprender este tipo de iniciativas?

Creo que el perfil del arquitecto es muy interesante porque en general somos versátiles y estamos acostumbrados a trabajar duro, pero no estamos preparados para emprender y creo que ocurre con la mayoría de las formaciones universitarias.

En mi caso siempre digo que no he parado de estudiar desde que acabó la carrera, y ahora estando en Lanzadera (programa Garaje) tengo acceso a formación de mucha calidad que enriquece el proyecto a un ritmo muy alto.

¿Qué aconsejarías a alguien que tiene una idea, un visión, y quiere llevarla a la realidad de un negocio?

Es, sin duda, una aventura apasionante. Quizá les diría que antes de dar el paso se conocieran a sí mismos, para descubrir sus motivaciones, en qué son buenos y qué es lo que realmente desean. No es un camino fácil, deben ser conscientes de que van a vivir en una incertidumbre continua. Pero si de verdad creen en lo que hacen, entonces les diría que dieran el paso, que no pararan de formarse y aprender, que se rodearan del mejor equipo, de buenos amigos, de ganas de trabajar y por último que descartaran la posibilidad de rendirse.

¿Algo más que quieras añadir?

Solo una última reflexión, el paradigma bajo el que trabajamos la arquitectura está cambiando, hay mucho que hacer y que mejorar, cambiar el mundo nunca fue fácil, pero ¿quién se apunta?

Muchas gracias a María por esta entrevista y por ser siempre tan amable.  🙂

Esto es una startup de arquitectura, existen, y se pueden llevar adelante.

A María puedes seguirla también en Facebook, Twitter y LinkedIn, y seguramente te la encontrarás en algunos eventos relacionados con la arquitectura y el emprendimiento.

Charla un rato con ella, te contagiará su entusiasmo.

Tienes una guía muy completa y recursos varios para conseguir clientes para tu estudio en la categoría MARKETING PARA ARQUITECTOS.

Gracias por leerme. Que tengas un buen día.

¿QUIERES VIVIR DE LA ARQUITECTURA?

Suscríbete a mi newsletter y recibirás en tu email todos mis artículos, viñetas y contenido exclusivo. También te enviaré gratuitamente la GUÍA PARA ELABORAR EL PLAN ESTRATÉGICO DE TU ESTUDIO PARA CONSEGUIR MÁS Y MEJORES ENCARGOS

Diferénciate y encuentra tu ventaja competitiva
para que los clientes te elijan

2 comentarios en “UNA STARTUP DE ARQUITECTURA. ENTREVISTA A MARÍA MARTÍNEZ, FUNDADORA DE MATMAP”

  1. ES BUENA ESA IDEA DE BUSCAR UN DESARRROLLLO(PROFESIONAL) DE ESA FORMA Y SATISFACTORIO COMO ARQUITECTO, YA QUE UNO SIEMPRE ESTA A LA ESPECTATIVA DE PODER CREAR, PONER A FUNCIONAR, ORGANIZAR CUALQUIER ESPACIO U OBJETO QUE LE VEA UN TIPO DE POS USO O PARA ARREGLO, PERO HAY QUE TOMAR EN CUENTA LA OFERTA Y LA DEMANDA DE ESTAS DOS ACTIVIDADES EN QUE VAMOS HACER INTERMEDIARIO, EL LUGAR (PAIS,REGION EL SECTOR) QUE LOS INVOLUCRA (EN ESTE CASO CONSTRUCCION) Y SI ESTO NOS DA UNA VISION O UNA PROYECCION DE DESARROLLO NOS PODEMOS AVENTURAR

    • Hola, Alexi.

      Pues sí, es lo que ha hecho María validando su modelo de negocio para reducir el riesgo de lanzarse al mercado. Y lo va cubriendo por etapas, recibiendo respuesta de los clientes y mejorando.

      Validar, muy importante.

      Muchas gracias por tu comentario.

      ¡Un saludo!

Deja un comentario