4 COMENTARIOS

  1. Que bueno es saber que no estoy solo en este mundo……..soy mas amarillo de lo que me gustaría ser, muy interesante tu articulo, no me queda mas que aprender y reeducar a mi cerebro para con la dosis correcta de organización y empatia alcanzar mis objetivos….Gracias!

    1. ¡Ánimo, Jorge!

      Está bien trabajar los aspectos menos innatos, pero tampoco te obsesiones. Potencia tu mejor lado. 🙂

      ¡Un saludo!

  2. Interesantísimo! 🙂 ¿qué haces cuando tienes un poco de todo? Tendrá que ver con el sentirse un arquitecto todoterreno interesada por cada una de las vertientes de la profesión? 😉

    1. Hola, Marina.

      Pues en realidad la profesión nos lo exige, así que date por afortunada. 🙂

      Muchas gracias por leerme y por comentar.

      ¡Un saludo!

Deja un comentario